Blog

¿Cuáles son las energías de la Anciana Sabia y qué dones nos ofrece un año de la Anciana Sabia?

This post is also available in: en ca cs fr de pt-pt

Print Friendly, PDF & Email

¿De dónde viene la Anciana Sabia?

La imagen de la Anciana Sabia o Bruja – una mujer anciana – tiene un rol especial en la sabiduría de las mujeres, y en especial en el marco de la tradición menstrual-lunar. La anciana encarna energías y dones que están a disposición de cualquier mujer a través de aspectos específicos de su naturaleza femenina.

The CroneLa tradición menstrual-lunar está representada en la mitología y el folklore en forma de cuatro arquetipos femeninos – energías que forman parte de todas las mujeres, independientemente de su cultura o formación. Cada arquetipo está asociado con una fase lunar y con una fase del ciclo menstrual. El arquetipo de la Doncella representa las energías expansivas de la luna creciente y nuestra fase de pre-ovulación. El arquetipo de la Madre representa la energía abundante y completa de la luna llena y la ovulación. Las energías decrecientes de la fase premenstrual y la luna menguante están encarnadas por el arquetipo de la Hechicera, la bella, madura y sexy bruja. Finalmente, la fase menstrual y la luna nueva están encarnadas por la mujer anciana, la bruja fea y vieja, el arquetipo de la Anciana Sabia, alejada del mundo en su cabaña mágica en lo más profundo del bosque.

Las energías de la Anciana Sabia son como el invierno, silentes y quedas. Su cara exterior está oculta y se ha tornado completamente hacia su interior. Ella ha soltado la necesidad de interactuar con la sociedad y de comportarse conforme a sus requisitos. La Anciana Sabia no tiene la energía física para hacer que las cosas sucedan; pero en cambio ella las contempla y, en su quietud y su ser, permite que los acontecimientos se desarrollen. Ella es la tejedora de la Energía Universal, la que crea con la intención y la fluidez. La encontramos en las historias de la anciana sabia del bosque, la cual habla más con los animales y las plantas que con la gente. La encontramos en la familia como la anciana abuela sentada en una esquina junto a la chimenea, haciendo agudas observaciones que hacen que todos se sientan un poco incómodos. Y la encontramos en la anciana que permanece sentada todo el día contemplando el mundo a través de su ventana.

Podemos experimentar directamente las energías de la Anciana Sabia en nuestra fase menstrual si nos permitimos soltar las expectativas de la vida moderna. Durante la menstruación nuestras energías físicas, mentales y emocionales están a su nivel más bajo y permanecemos en el nivel más profundo de nuestra conciencia – nuestra mente del alma. En nuestra fase menstrual queremos retirarnos de forma natural de la vida mundana y descansar en nuestro ser. Tenemos mayor capacidad de soltar nuestro equipaje emocional y mental, ver el mundo sin involucrarnos emocionalmente y dejar que las cosas se desarrollen sin nuestra intervención. Si ya no tenemos ciclo, aún podemos experimentar las energías de la Anciana Sabia conectándonos con el ciclo lunar y reflejándolo en nuestras vidas al descansar, retirándonos y meditando durante esos pocos días de la luna nueva.

Vivir las energías del año de la Anciana Sabia.

Desde que la Bendición del Útero empezó, ha pasado a través de las energías de la Doncella en su nacimiento en 2012, por las energías de plenitud de la madre en 2013 y por los cambios desafiantes de las energías de la Hechicera en 2014. Ahora la familia de la Bendición del Útero entra en las energías de la Anciana Sabia durante un año, ofreciéndonos descanso, fluidez, permisividad, perdón y aceptación. Después del salvaje paseo del año de la Hechicera, la Anciana Sabia nos dice: ´Descansa en mis brazos, mi niña, y permite que la vida sea tal cual es´. Ella nos pide que permanezcamos junto a ella en sus energías invernales, en sus energías menstruales, en sus energías oscuras de luna nueva…

El mensaje de la Anciana Sabia es ´Suficiente´. Ella nos dice que ya tenemos suficiente. Ella nos sostiene y nos dice que somos suficiente siendo quienes somos. Y nos dice que ya es suficiente – que ya no necesitamos revivir o actuar en base a nuestro pasado, nuestros patrones y nuestros conflictos y heridas. El año de la Anciana Sabia es el año de la aceptación amorosa y de permitirnos ser. No hay nada que cambiar o arreglar. Es un año para reflejar y entregar al Divino Femenino tus metas y sueños, y permitir que Ella lo disponga sin nuestro esfuerzo.

La Anciana Sabia es la Madre Oscura, la madre de las almas y el renacimiento, una poderosa Creadora, pero para conectar con sus energías creativas en nuestras vidas necesitamos entregarnos a ella y confiar en ella. En este año nos obsequia con el regalo de la restauración de nuestras energías y de una suave sanación e integración de todas las energías y los cambios que se han registrado en nuestras vidas en los últimos tres años de Bendiciones de Útero. Entonces estaremos listas para renacer de su caldero en una nueva y dinámica energía en el año siguiente.

¿Cómo enfocar este año de la Anciana Sabia?

  • Ríndete, entonces las cosas simplemente sucederán.
  • Sé paciente y confía.
  • No luches para hacer que las cosas sucedan.
  • Sigue cada oportunidad que te brinda la Anciana Sabia.
  • No uses tu energía si no es necesario.
  • Deja que las cosas se desarrollen a su tiempo.
  • Descansa más en tu fase menstrual para experimentar las energías y los dones de la Anciana Sabia.
  • Escribe sobre tus sentimientos y percepciones durante la menstruación pues ello te enseñará cómo vivir en un año de la energía de la Anciana Sabia.
  • Recuérdate a ti misma que vives en un año de la Anciana Sabia – ver el recordatorio más abajo.

 

Beneficios de las energías del año de la Sabia

  • Guía del alma, conocer tu propósito en la vida.
  • Descubrir verdades profundas, orientación y sabiduría.
  • Dejar ir el pasado, los viejos patrones y las cargas emocionales.
  • Ser capaz de perdonar y recomponer relaciones a través del amor y la aceptación.
  • Aceptarte y amarte tal como eres ahora.
  • Creación sin acción.
  • Desarrollar la confianza.
  • Sanar y restaurar tus energías.
  • Profundizar en tu conexión espiritual con lo Divino Femenino.

Los dones del año de la Anciana Sabia están disponibles para todas nosotras en la familia de la Bendición del Útero pero sólo si soltamos el control y nos rendimos. Así, cuando las fuerzas de la vida moderna traten de espolear las energías de la Doncella en tu vida, recuérdate a ti misma e invoca a la Anciana Sabia:

Gentil Madre de la oscuridad y la quietud

en tus brazos pongo mi vida y mis deseos.

Entrego estas cosas a tu amor y creación

Sabiendo que en tu tiempo todo nacerá.

Todo está bien.

 

Traducción: Sandra Guevara

Correcciones y revisión: Mercè Cando

This post is also available in: en ca cs fr de pt-pt